¿Qué lugares del territorio están desconectados?

El transporte público como freno

Contar con modos de transporte colectivo es clave para reducir el número de trayectos que se realizan en vehículo privado. Por tanto, aquellos territorios con una menor oferta de transporte público tendrán una mayor desventaja frente a otros en que la accesibilidad y frecuencia de transporte colectivo garantizan, además de una buena conectividad, una alta capacidad de reducción de la movilidad individual.

Grado de accesibilidad al transporte público

La capacidad de reducir la movilidad también está vinculada a la posibilidad de acceder al transporte público, que ha de dotarse de una infraestructura conectada y una frecuencia adecuada para convertirse en una alternativa viable a la movilidad privada.

Sin embargo, aún existen muchas áreas del territorio español que presentan carencias estructurales en la oferta de transporte público, haciendo que la movilidad individual se convierta en la primera o única opción.

Tal como se muestra en este mapa, algunos barrios quedan totalmente desconectados ya sea porque no existe servicios de transporte disponibles (del total de trayectos que se realiza se obtiene el procentaje de auqellos que pueden realizarse mediante la red transporte público) o bien porque el uso del transporte colectivo representa una penalización importante en el tiempo de cada trayecto (se ha calculado el ratio del tiempo que se emplea en transporte público frente al tiempo en turismo privado).

Por ejemplo, si una area dispone de un valor del 80% para el primer indicador significa que solamente el 80% de los trayectos (desplazamientos) que se realizan cada dia podrían ejecutarse mediante la red de transporte público. Si para el segundo indicador se dispone un valor de 200 entonces significa que los trayectos realizables en transporte público requieren el doble de tiempo que si esos mismos trayectos se realizaran en turismo privado.

Nota: Para cada uno de los recorridos realizados entre un par de celdas se ha obtenido la distancia y el tiempo del trayecto realizado para un miércoles típico a las 9:00 de la mañana tomando como medios de transporte el coche y el transporte público. De este cálculo se obtienen dos indicadores. Por un lado, la proporción de trayectos realizados que pueden ser realizados en transporte público en relación a los que pueden realizarse en coche. El segundo indicador refleja la diferencia de tiempo entre el recorrido en coche y el recorrido en transporte público. Para los desplazamientos en coche se ha tomado la estimación de congestión típica para el día y hora seleccionado. Para el desplazamiento en transporte público se ha tomado la opción de transporte que permite llegar al destino antes de las 9:00 un día laboral típico.